Gente de la Safor

Bienvenidos a Spain News Today.

Un informe de la ONU dice que 282 millones de personas enfrentarán hambre aguda en 2023, y la peor hambruna se producirá en Gaza.

Un informe de la ONU dice que 282 millones de personas enfrentarán hambre aguda en 2023, y la peor hambruna se producirá en Gaza.

Casi 282 millones de personas en 59 países sufrirán hambre aguda en 2023, y Gaza, devastada por la guerra, albergará el mayor número de personas que enfrentan la hambruna, según un nuevo informe.

NACIONES UNIDAS – Casi 282 millones de personas en 59 países sufrirán hambre aguda en 2023, y Gaza, devastada por la guerra, será la zona con el mayor número de personas enfrentando la hambruna, según el Informe Global sobre Crisis Alimentarias publicado el miércoles.

Máximo Torero, economista jefe de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, dijo que 705.000 personas en cinco países habían alcanzado la etapa cinco, el nivel más alto, en la escala de hambre establecida por expertos internacionales: la cifra más alta desde que comenzó el informe global en 2016 y una cuádruple. . veces. número de ese año.

Dijo que más del 80% de quienes enfrentan una hambruna inminente (577.000 personas) se encuentran en Gaza. Sudán del Sur, Burkina Faso, Somalia y Malí albergan cada uno a muchos miles de personas que también enfrentan un hambre catastrófica.

READ  Las criptomonedas no permiten eludir las sanciones de DailyCoin

Según las perspectivas del informe, se espera que alrededor de 1,1 millones de personas en Gaza, donde la guerra entre Israel y Hamás ha entrado en su séptimo mes, y 79.000 en Sudán del Sur, alcancen la quinta etapa y se enfrenten a la hambruna en julio.

El conflicto también seguirá alimentando la inseguridad alimentaria en Haití, donde las pandillas controlan gran parte de la capital, añadió.

Además, si bien El Niño alcanzará su punto máximo a principios de 2024, “todo su impacto en la seguridad alimentaria –incluidas inundaciones y escasas precipitaciones en partes de África oriental y sequías en África meridional, especialmente Malawi, Zambia y Zimbabwe– probablemente se sentirá a lo largo de «la vuelta del mundo». año.» «.

El Secretario General de la ONU, António Guterres, describió el informe como un “llamado a los fallos humanos” y que “en un mundo de abundancia, los niños están muriendo de hambre”.

«Los conflictos que han estallado en los últimos 12 meses han exacerbado una mala situación global», escribió en la introducción del informe.

Guterres destacó el conflicto en la Franja de Gaza, ya que en la Franja se encuentra el mayor número de personas que enfrentan un hambre catastrófica. Añadió que también está el conflicto de un año en Sudán, que ha creado la mayor crisis de desplazamiento interno del mundo «con terribles impactos en el hambre y la nutrición».

Según el informe, más de 36 millones de personas en 39 países y territorios se enfrentan a una emergencia de hambre aguda, un paso por debajo del nivel de la hambruna de la Etapa 4, y más de un tercio se encuentran en Sudán y Afganistán. Se trata de un aumento de un millón de personas a partir de 2022, según el informe.

READ  Los costes de los cortes de Internet en África se quintuplican hasta los 1.740 millones de dólares

Arif Hussain, economista jefe del Programa Mundial de Alimentos de la ONU, dijo que el número de personas que sufren inseguridad alimentaria aguda ha aumentado cada año desde 2016, y ahora es más del doble que antes de la pandemia de Covid-19.

Si bien el informe cubre 59 países, dijo que el objetivo es obtener datos de 73 países donde hay personas que sufren de inseguridad alimentaria severa.

El Secretario General Guterres pidió una respuesta urgente a las conclusiones del informe que aborde las causas subyacentes del hambre aguda y la desnutrición y al mismo tiempo transforme los sistemas que proporcionan alimentos. Subrayó que la financiación tampoco está a la altura de las necesidades.

«Debemos tener financiación y también debemos tener acceso a ella», dijo Hussein del PMA, subrayando que ambos «van de la mano» y son esenciales para abordar la inseguridad alimentaria aguda.

El informe es la publicación emblemática de la Red de Información sobre Seguridad Alimentaria y se basa en la colaboración de 16 socios, incluidas agencias de las Naciones Unidas, organismos regionales y multinacionales, la Unión Europea, USAID, organizaciones técnicas y otros.