Jueves, 27 de abril de 2017
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Viernes, 9 de diciembre de 2016
Guardar en Mis Noticias. Enviar por email
ENTREVISTA

Prieto: “El PP tiene medios para hacer oposición porque se los hemos dado”

Entrevista al Portavoz del Gobierno Municipal

[Img #34837]

-¿Cómo definiría ahora mismo la situación del gobierno de Gandia?

 

-Creo que a nivel organizativo, a nivel interno es muy buena. La coordinación y el funcionamiento es bueno, lo que pasa es que las circunstancias en las que trabajamos, tal vez más las externas, siguen siendo complicadas. La situación económica está encauzada pero eso no significa que tengamos más flujo de tesorería, sino que simplemente podemos hacer los deberes que antes no se hacían, como pagar proveedores y poner las cuentas a punto para poder afrontar los gastos de una ciudad, ya no en quiebra, pero sí capacitada para afrontar los retos del futuro.

 

-¿Es decir que están satisfechos?
-Podemos decir que sí, aunque la satisfacción nunca es absoluta porque siempre somos inconformistas, pero por lo menos las cuestiones fundamentales, las resolvemos de manera fluida.

 

-¿En cuánto a la relación con los socios de gobierno?
-Es buena. Fundamentalmente porque no arrastramos viejas inercias en las formas de hacer las cosas. Creo que en ese sentido, hemos partido de una situación de dificultad y eso nos ha unido para intentar sacar adelante los objetivos planteados. Tenemos una coordinación frecuente.

 

-¿Cuándo surgen diferencias en algunos asuntos, cómo se resuelven?
-Las resolvemos entre los miembros de gobierno, en las juntas de gobierno... las diferencias siempre van a existir pero estas son positivas. Lo que está bien es que no son muy frecuentes las discrepancias y en los asuntos fundamentales, como poner en hora las cuentas municipales o abordar la situación del clima en el ayuntamiento, tratar de disponer de los recursos necesarios para que la ciudad no se resienta respecto a la quiebra moral y económica que arrastrábamos hacía cuatro años, creo que eso es fundamental y está haciéndose. Trazar los consensos para saber qué modelo de Gandia queremos también está superado.

 

-En cuánto a las rémoras o herencia del pasado ¿cada día es una sorpresa en cuanto a juicios, sentencias...?
-Y lo que está por venir. A mí no me gusta hablar de herencia porque parece que tiene una connotación de querer desentenderse de una responsabilidad de pasado. Nosotros estamos haciéndonos cargo de responsabilidades que no son nuestras, pero que tienen que ver con el día a día del Ayuntamiento. Pufos judiciales donde todas las semanas caen nuevas sentencias que están dentro de Iniciatives Públiques de Gandia que se suman por millones de euros, hasta la ruina moral y económica en la que se encontraba una institución y amenazaba ha arrastrar a toda la ciudad. Hacerse cargo de eso significa asumir la responsabilidad del presente y ahí no nos hemos separado nunca, ni eludido lo que es la responsabilidad de un gobernante. Creo que ha sido más difícil encauzar el camino y ahora hay que abrir la mejor etapa para Gandia y trazar un modelo de ciudad. Habíamos corrido el riesgo de que la ciudad se quedase sin modelo, porque no había dinero para limpiar ni una sola calle o garantizar servicios básicos.

 

-¿Ahora a trabajar en un proyecto para Gandia?
-Sí. A diferencia de la legislatura anterior que era el monta y desmonta, o de cartón piedra o de copia y pega. Ahora toca trabajar en estrategias con una viabilidad lógica.

 

-¿Por ejemplo?
-Creo en un modelo de ciudad sostenible e integrada. Hay muchos distritos en Gandia que necesitan de una inversión para mejorar sus equipamientos o infraestructuras. Inversión también en cohesión social, porque si se invierte unos millones en un distrito y no se complementan con una inversión social en las zonas más degradadas, donde la gente se sienta correspondida, de nada sirve. El camino que hemos trazado pasa por solicitar los fondos europeos, los DUSI, que son cinco millones de aportación municipal uno por cada año y cinco millones de inyección europea. No es que fiemos todo al éxito de esa solicitud, pero sí que marcamos el camino por donde queremos que vayan esas inversiones para hacer de Gandia una ciudad integrada. Creo que hay muchas cosas por hacer y desde luego plantear un modelo de ciudad no tan cara en estructuras de gasto.

 

-¿El Plan de Ajuste, aceptado, constriñe tanto el funcionamiento del Ayuntamiento de cara a los ciudadanos?
-Sí, solamente en el capítulo de personal para que la administración salga adelante, ya el presupuesto se restringe bastante por la tasa de reposición de la ley Montoro, y además tienes un 5% de restricción añadida marcada por el plan de ajuste.

 

-Por lo tanto, en 2016 la partida de inversiones...
-Ha sido exigua. Esperemos que podamos tener más oxígeno en los años venideros. La partida de inversiones hay que mantenerla con cierta decencia para que haya un poco de calidad de vida para sus ciudadanos.

Sí que hay reducción en las grandes contratas o en contratas menores que la gente puede palpar. Y la gente debe saber que estamos haciendo todos un esfuerzo compartido. Nosotros dimos ejemplo al recortar en el equipo de gobierno, en ese gran staff o personal de confianza que se redujo drásticamente cuando llegamos al gobierno.

 

-El PP sigue denunciando que eso no es así…
-Basta con entrar en la página del Ayuntamiento y ver quien trabaja y para qué trabaja. Por cierto, mucha de esa estructura la tiene el PP, a quien le dotamos de infraestructura que a nosotros nos la quitaron.

 

-Pero hay mucha gente que no lo ha entendido hasta ahora, después del castigo al que los sometió el PP en la anterior legislatura...
-Es un debate. Hay gente que integra el gobierno que defendía que no había que dar ni un solo recurso al PP. Nosotros no opinamos igual, porque cuando estuvimos en la oposición padecimos lo que fue aquello y siempre hablamos convencidos de que el poder necesita de un órgano que lo pueda fiscalizar, que en democracia sólo te la da la oposición y en condiciones de dignidad, por la que no tuvimos nosotros sabíamos que se la daríamos.

 

Casos judiciales
-En el caso de Tele 7, que se ha liberado por lo menos judicialmente a la anterior gestión, ahora resulta que la seguridad social, por otro lado, reclama las aportaciones que no se han hecho de los trabajadores de Gandia Televisió?
-Son dos cosas. Hay que ser prudente de la valoración que uno hace respecto al pronunciamiento de la justicia, pero es verdad que el último auto de Tele 7 que parte de una denuncia realizada por mis compañeros José Manuel Orengo y Vicent Mascarell sí que apuntan a una serie de irregularidades administrativas y civiles que de oficio parece que se enviaban al tribunal de cuentas para que allí se resolviese. Creo que la inquietud que tenemos como formación política es la misma que teníamos cuando llevamos este tema a la justicia: por qué tantos millones de dinero público a una sola empresa de comunicación y por qué a esa empresa y no a otros medios en las mismas condiciones de concurrencia y de publicidad para poder repartir en condiciones equitativas. Con el dinero de todos hay que ser más transparente. El por qué a una sola empresa le corresponde discernir a la justicia en un caso lleno de opacidad.

En cuanto a la Seguridad Social le corresponde a los liquidadores de IPG ver que pasó con esas aportaciones que se deberían haber hecho. La liquidación de esa empresa sigue bloqueada porque no tuvimos la mayoría suficiente en el pleno para nombrar una persona que llevase a cabo la liquidación.

 

-En cuanto a la oposición, al PP, día sí y otro también está criticando cosas que en su día corresponden a su etapa
-Sí, estamos resolviendo pufos que quedaron ellos en resolver y las cosas que planteamos ahora son cuestiones de sensatez para abrir desde ahora la mejor etapa para Gandia.

Creo que cuando el PP da lecciones, lo que tiene que hacer es mirar la responsabilidad de los hechos que moralmente son de ellos. Se ponen una venda en los ojos, son como el perro del hortelano. No solo no asumen lo que hicieron, sino que votan en contra de lo que nosotros impulsamos. Ahora estamos trabajando en una nueva contrata de la grúa y de la Ora para que el servicio de la Ora asuma lo deficitario que es el servicio de la grúa y que lo explote una empresa ya que ni el Ayuntamiento ni IPG pueden hacerlo, ellos lo critican cuando estando en el gobierno planteaban 7.500 plazas de Zona Azul sólo en la playa y 400 plazas más sólo en Gandia.

 

-¿Qué ha planteado el gobierno?
-Hemos planteado rotación en las zonas comerciales, por han votado en contra. No se puede entender cómo cuando se hace algo bueno para Gandia porque no le cuesta nada al Ayuntamiento y va a ser efectivo para los comercios, cómo lo critican, cuando ellos proponían mucha más Zona Azul...

 

-¿Cómo lo llama usted, hipocresía o cinismo?
-Creo que más que esos adjetivos, se podría decir que tiene falta de valores. No se creen esta ciudad a no ser que se puedan sacar tajada de ella o hacer negocio con ella. Gandia no se merece esto, Gandia tiene aspiraciones colectivas bastante por encima de ese modelo caduco de partido para la ciudad.

 

Ciudadanos
-¿Os preocupa, por ejemplo, en el día a día la postura de Ciudadanos?
-No. A Ciudadanos siempre lo hemos encontrado en zona de sensatez. Hemos asumido retos muy importantes como el Plan de Ajuste. Entiendo que Ciudadanos no forma parte estrictamente del gobierno, pero sí que ha dado apoyo puntual a muchas de las decisiones tomadas y está en su legítimo derecho de cuestionar las que no cree convenientes, por sus valores, por su programa…

 

El partido
-¿Tras la crisis que está viviendo el PSOE a nivel nacional, eso influye en Gandia?
-No debería influir. Creo que el desenlace de la situación que lleva a dimitir a Pedro Sánchez no dio una buena imagen del partido. Eso no puede repetirse. Pero es verdad que el PSOE debe apartarse de debates falsos y afrontar el verdadero debate pendiente y aplazado que este partido no ha hecho en estos años. Ahí todos debemos colaborar, es el debate de las ideas, no se puede vender quien lidera esto si no asumimos un proyecto político. Nos tenemos que abrir y no plantear un debate desde la urgencia.

 

-Eso implica que están lejos de demandar lo que en algunos sitios se pide, que es, la convocatoria urgente de un congreso, ¿no?
-Pero por qué urgente, no lo entiendo, mientras uno marca unos plazos de calendario a nivel orgánico con mucha prisa, hemos sido capaces de subir el salario mínimo como hacía años que no se hacía en España y esto afecta directamente a la capacidad y a las expectativas de una clase deprimida por un modelo económico muy concreto del PP. Eso se ha logrado porque tenemos un grupo parlamentario con responsabilidad, que ha planteado un modelo ante un gobierno que no tiene ni de lejos la mayoría.

 

Lo que queda
-¿Qué espera que suceda de aquí a tres años y medio de legislatura?
-Hay que trabajar mucho. El camino está encauzado y ahora viene la búsqueda de esa solución que dejará al Ayuntamiento en mejores condiciones y desde luego esta es la mayor reducción de deuda que un ayuntamiento haya hecho en democracia y hemos abierto una etapa y estamos marcando un modelo de ciudad para la próximas generaciones. Debemos dejar de ver las cosas de una manera negativa y acercarnos más al ciudadano y escucharlo.

Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas para comentar
Esta opinión es la de los lectores, no la de este medio.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Gente de la Safor
Gente de la Safor • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress